Canciones de Lennon / McCartney Que Fueron Éxitos Con Otros Artistas

“…puedo seguir, hasta el final, y a mi manera…”

Versión en español de My Way, de Paul Anka, 1970

Una de las partes que más disfruto de la nostalgia Beatle es la relativa a como se fueron desarrollando como músicos, como personas y en su labor creativa a lo largo del tiempo. Para ninguno de nosotros es un secreto que muy buena parte de su éxito era tener canciones frescas, sencillas y de fácil digestión para la juventud, primero inglesa y luego del mundo entero. Estas primeras composiciones propias tuvieron tres destinos principalmente:

1.- Fueron puestas, ensayadas hasta la saciedad (gracias a la insistencia de Sir Paul, hay que reconocerlo) pulidas y grabadas para formar parte del catálogo inolvidable de los Fab Four que nos encanta disfrutar a diario.

2.- Parecían una buena idea de principio, se trabajaron un poco pero se fue perdiendo el interés en ellas, y terminaron como esbozos sin relevancia. La gran mayoría de estas ya ni siquiera existen para la posteridad, salvo el caso de las que se pueden escuchar en bootlegs.

3.- Se trabajaron con más profundidad, incluso llegaron a grabarse como para formar parte de alguna publicación discográfica, pero se consideró que podrían tener un mayor potencial para otros intérpretes solistas o grupos; fueron, de alguna manera, y en la mayoría de los casos composiciones bajo pedido para otros artistas de la galaxia de estrellas de NEMS Enterprises. De estas les quiero hablar en esta saga.

Tampoco es al día de hoy un secreto que las composiciones de Lennon /McCartney, que empiezan a partir de 1958 con muestras como Hello Little Girl o Love Of The Loved por citar las más antiguas, no eran de principio tan aceptadas por Sir George Martin, quien quería que interpretaran preferentemente canciones escritas por tipos más experimentados (Como la célebre How Do You Do It de Mitch Murray, la cual grabaron a regañadientes y con una flojera evidente en su versión, pero que en 1963 versionaron sus compañeros de establo musical Gerry And The Pacemakers y la llevaron a primer lugar de popularidad en Inglaterra) , con la subida a los primeros lugares de popularidad de Please Please Me, lograron obtener la plena confianza del productor Martin para escuchar con mayor detalle el ya amplio repertorio de originales escritos por Lennon/McCartney, para incluso apoyar a sus colegas que manejaba el siempre eficaz Brian Epstein; esa es la razón por las que algunas creaciones geniales de la mancuerna compositora más importante del siglo XX terminaron en otras manos, y la historia nos demuestra que fueron, en la mayor parte de los casos, las mejores decisiones que se pudieron tomar para su publicación. Ayudaba también que las relaciones amistosas entre ellos eran de lo mejor, ellos componían y entregaban con gusto a los compañeros para sumar a su popularidad, sin celos profesionales ni tonterías de ese estilo, les invito a disfrutar del primer puñado de ellas:

A World Without Love, Peter & Gordon, 1964

“no, no viviré/ en un mundo sin amor…” Decía la primera frase del cover que se aventaron los muy competentes Jets de Nogales, Son. en 1966, y para Discos Capitol de México. Ese es uno de los covers que recuerdo de esta canción, otro corrió a cargo de Los Freddy’s, y por ahí hay otro más.

Gordon Waller, escocés que falleció en 2009, y el cuñado de Paul, Peter Asher, formaron este dúo en el año de 1963, y lograron una importante cadena de éxitos musicales desde 1964 y hasta 1968, con su último hit americano  Knight in Rusty Armour; Paul, como buen cuñis se mochó con varias canciones para el dueto, aprovechando que la hermosa Jane Asher  se ponía muy contenta con ello. (Nota del autor: en mi muy humilde opinión la actriz y modelo fue siempre la mujer más atractiva que le conocimos a Beatle alguno, quizás solo Bárbara Bach pudo haberle llegado cerca de su belleza.)

Entre las rolas escritas por Sir Paul (con crédito Lennon/McCartney) para estos jovenazos podemos destacar: Nobody I Know, I Don’t Wanna See You Again, y una canción que Paul escribió bajo el seudónimo de “Bernard Webb” que se llamó Woman y que también llegó a los primeros lugares de popularidad; curiosamente, Macca quiso hacer un experimento, que consistió en componer una canción que fuera un hit por sí misma, y que no fuera así solo por ser composición de McCartney. Y bien que lo logró. Les sigo contando anécdotas de Peter & Gordon en otra reseña de sus canciones, ahora disfrutemos de este primerísimo lugar de popularidad en ambos lados del Atlántico:

From Me To You, Del Shannon, 1963

Podríamos mencionar que está fue la primera canción cover a The Beatles en Norteamérica con éxito, y quién mejor que el rocanroloso e importante Charles Weedon Westover, mejor conocido como Del Shannon. Aunque no fue como tal una canción compuesta para él, en su primera gira europea la conoció y se prendó literalmente de ella; incluso logró el permiso de los chicos para modificar el final para su versión, repitiendo el estribillo con el que inicia.

Mundialmente conocido por su canción Runaway, que llegó al primer lugar en 1961, fue un cantante y compositor con varios éxitos importantes dentro de su discografía, tales como Little Town Flirt, I Go To Pieces (versionada por Peter & Gordon) Hats Off To Larry– buenos covers en español de Los Hermanos Carrión, por cierto- y sus últimos hits relevantes llegaron en el año de Dios de 1965, con las excelentes Keep Searchin'(We’ll Follow The Sun) y Stranger in Town, después de ello su carrera tuvo un descenso notable, incluso llegó a incursionar en el género Country (refugio de un buen número de rockers en decadencia) bajo el nombre de Charles Johnson.

Del tuvo que ver con las carreras musicales de Smith, a quienes descubrió en 1969, y que les produjo su excelente versión de Baby It’s You, en ese mismo año produjo el comeback de Bryan Hyland, con exquisitas versiones a clásicos del rock como Lonely Teardrops y Gypsy Woman entre otros; su canción Fugitiva ha sido parte de 12 soundtracks de películas , y tema central de una serie de TV de finales de los 80’s y que recordamos con mucho gusto los nostálgicos Historia del Crimen, para la cual cambió totalmente la letra.

El chaparrito (1.52 de estatura) Del Shannon falleció en 1990, a los 55 años de edad y como consecuencia de sus problemas con el alcohol, el cual había dejado en 1978, pero que volvió a aquejarlo a mediados de los 80’s. Como consecuencia de lo anterior decidió quitarse la vida de un balazo en la cabeza. Westover hubiera formado parte de los Travelling Willburys, pero la muerte le sorprendió días antes del primer ensayo, se dice que por ello se tomó la decisión de tener en un stand su Stratocaster y una silla con el nombre de “Del Willbury” durante las sesiones de grabación del primer LP del súper grupo.

I Wanna Be Your Man, Rolling Stones, 1963

Las Piedras Rodantes para 1963, estaban aún en búsqueda de un sonido propio, tratando desesperadamente de no ser un grupo más de Blues Revival (no olvidar que grupos tan importantes del Beat inglés como los Annimals, Them y los Yardbirds, por citar algunos, fueron muy decantados al Blues a lo largo de sus carreras) y tratando de desarrollar su lado rocker. Es por ello que su discografía 1962/1963 y algo de 1964 es tan dispareja en cuanto a géneros musicales, que no en su calidad.

Cuando leo las declaraciones, opiniones e ideas de los periodistas, investigadores profesionales y críticos especializados del Rock acerca de la relación Beatles-Rolling Stones, me he encontrado con puntos de vista opuestos, mientras unos defienden que eran enemigos naturales, otros califican su relación de amistosa tirándole a cuates de borracheras y fiestas musicales; me inclino más a esta segunda corriente de opinión, pues para un servidor hay evidencias plenas de ello. Una de ellas es el ceder esta canción a los Stones para apoyar el despegue formal de su carrera musical, aunque The Beatles grabaran también su versión después, para su álbum “With The Beatles”.

Cuando aún era un esbozo esta canción, a Mick y a Keith les gustó mucho cuando John y Paul se las mostraron, y como Decca Records pretendía editar rápidamente el follow-up del single Come On ( de Chuck Berry) tuvieron que apresurar la terminación de la rola, y es por ello que hay diferencias interesantes entre ambas versiones; la de los Stones se publicó el primero de noviembre de 1963, y la del cuarteto de Liverpool, con la voz de Ringo Starr, el 22 del mismo mes en su segundo LP. Cabe mencionar que la versión Stone no figuró en ningún álbum de la banda hasta 1972, cuando apareció en una temprana recopilación llamada Milestones.

En diciembre de 1963 (oh what a night!) logró su posición más alta en los charts británicos al llegar al lugar número 12, y en USA estuvo muy por abajo del Top 40. Debo de comentar que aquí la versión Stoniana es mi favorita, y la de los cuatro grandes está incluida dentro de mi lista negra Beatle, de seis canciones que de plano no me gustan nadita de mis adorados. Nadie es perfecto, ¿no creen?

You Got To Hide Your Love Away, Silkie ,1965

Esta versión fue grabada en agosto de 1965, a unos días de haber sido publicado oficialmente el soundtrack de la película llamada originalmente 8 Arms to Hold You, y que terminó llamándose Help; a pesar de lo que se ha dicho, el mismo Lennon declaró alguna vez que siempre pensó en otorgar la canción al Silkie, sobre todo por la atracción que sentía por la cantante de este grupo folk inglés, al cual se le consideró por un breve tiempo como el equivalente inglés de Peter, Paul & Mary, la muy mona Sylvia Tatler.

Como buen grupo folk, su público natural eran  universitarios (ellos eran estudiantes de la Universidad de Hull) y allí les producen su primer disco en 1964, versiones del compositor de protesta de moda, Bob Dylan. No pasa gran cosa con esa grabación, ni con la siguiente, pero quiso el destino que tocarán en The Cavern Club en junio del 65′, y que los viera Brian You´re The Rich Man, y que los representara a partir de ahí; de hecho, esta grabación-su único disco en las listas de popularidad-  contó con la ayuda directa de John, Paul y George, en la producción, guitarra y pandero respectivamente, lo que le da una peculiaridad distintiva a esta canción. Tan contento quedo John, que tocó la cinta para Brian en el teléfono, diciéndole que acababan de grabar un número uno.

Una gira por los Estados Unidos, que incluía apariciones en los Shows de Ed Sullivan y Dick Clark estaban agendadas, pero el destino y el departamento de inmigración de los Estados Unidos no quisieron que esto sucediera, al serles negadas las respectivas visas de trabajo por causas no muy claras (los güeros también lloran); después de esto, con dos sencillos más y la boda de Sylvia con el guitarrista Mike Ramsden, la trayectoria prometedora del grupo se ve cortada de tajo.

Una nueva alineación del grupo continuó hasta el fallecimiento de Mike en 1993, y en la actualidad Tatler está retirada del ambiente, habiéndose negado sistemáticamente tanto a regresar al escenario como a hablar del affaire Lennon. Les dejo su legado musical:

Goodbye, Mary Hopkin, 1969

La hermosa soprano galesa nacida en 1950, inicia su carrera musical en un grupo folk llamado Selby, Set & Mary cuando ella tenía apenas 17 años, y graba un álbum completo de canciones folklóricas populares de su tierra, eso le brinda un poco de fama y renombre local.

A finales de 1967, la escuálida modelo inglesa Twiggy le presenta a Mary a Paul McCartney, al mismo tiempo ella concursa en el programa de TV Opportunity Knocks, y lo gana cantando una versión de Turn Turn Turn, de The Byrds; nada tonto mi estimado Sir Paul, le invita a grabar en un nuevo sello discográfico que sería fundado en 1968, Apple Records, y su single debut fue la canción más importante de hace 50 años en el Reino Unido: Those Were The Days, canción basada en una rola rusa llamada “Que Tiempo Tan Feliz”, que llegó a primer lugar de popularidad en 22 países, Mexico included, con ventas superiores  a 10 millones de copias del disco; estamos analizando su segundo gran éxito, compuesto íntegramente por Macca.

Aunque hay en las redes varios videos de esta canción, me permito poner el video más evocador para un servidor, que veía desde 1969 en la TV mexicana y donde Paul sale tocando la guitarra con ella, notándose severamente high y alivianado, y logrando juntos una de las rolas más entrañables de ese año. Ni siquiera la versión que grabaría Paul y que conocemos por la Anthology sería tan buena; también la portada del EP mexicano se volvería un ítem de colección, es un dibujo de Macca que muestra a Mary llorando por un injusto adiós, y que no aparece en ninguna otra edición conocida en el mundo.

También en 1969, Hopkin concursaría en San Remo cantando a dueto con el italiano Sergio Endrigo (compositor e intérprete de la memorable balada de 1967, Teresa) con la inolvidable Lontano Dagli Occhi, edición del festival en dónde saldría triunfador el galanazo Bobby Solo con su inmortal Zingara; también participó en 1970 en Eurovisión representando a la Gran Bretaña cantando Knock Knock (who’s there?)  que equivale a tan tan, ¿quién es? en español. Aquí le gana el primer lugar la también hermosa Dana, irlandesa que daría su hit mundial más importante en 1977 con la muy gustada Fairytale, mejor conocida aquí en Chingatitlán como Cuento De Hadas.

Les platicaré más detalles de la interesante vida de Mary en una reseña sesentayochera próxima, ahora los dejo con su hermosa voz, en esta maravilla de Febrero de 1969:

Bad to Me, Billy J. Kramer & The Dakotas, 1964

Nativo de Bootle, Lancashire- muy cerca de Blackburn, por cierto- y nacido en agosto de 1943, el entonces chavito William Howard Ashton fue un cantante pop con un timbre de voz característico y agradable, que le imprimió un sello muy interesante a varias composiciones de Lennon y McCartney, entre ellas:

Do You Want To Know A Secret?

I’ll Be On My Way

I Call Your Name

Little Children

From A Window

I’m In Love

Todas ellas de 1963 y 1964.

En una junta ejecutiva en el estudio de grabación de Abbey Road, y entre William, Brian Epstein, George Martin y John Lennon, se define reducir el William por Billy, elegir el apellido Kramer de un directorio telefónico, y la J intermedia por sugerencia de John, porque le daba una imagen “de chico rudo” y así le bautizan en su nueva personalidad; las malas lenguas aseguran que Brian desquitaba las frustraciones de no tener a John con William, quien irremediablemente empezaba a tartamudear (algo que se le quitaba al cantar, la cosa más rara del mundo) al estar cerca de John y de Brian. La verdad, se ha comentado en algunas fuentes acerca de esta situación, pero una publicación del tabloide The Guardian, especialista en chismes escandalosos del medio del espectáculo inglés, publicó acerca de los gays más famosos dentro de los cantantes británicos, dedicándole un buen rato a Billy y a Sir Cliff Richard. En eso, ni me meto.

Chismes aparte, el grupo de acompañamiento The Dakotas ya había logrado éxito por su parte como grupo instrumental, con una pieza llamada The Cruel Sea que fue covereada en USA por los magistrales  The Ventures. El grupo original de acompañamiento de Billy, The Coasters, fue rechazado por Brian, al no gustarle su sonido natural, llamando a estos nativos de Manchester para las grabaciones; siempre se trató de mantener las identidades separadas, para un reparto más equitativo de las ganancias.

Para 1965, Billy ya tenía un lugar más importante dentro del establo musical de NEMS Enterprises, y se decidió entonces cortar la dependencia de las canciones de MACLEN Music para sus grabaciones, se intentó con un tema de Burt Bacharach Trains And Boats And Planes, hermosa balada cantada también por Dionne Warwick y Anita Harris, la cual se volvió a la postre su último gran hit relevante.

Para 2015, Kramer seguía perteneciendo al British Invasion 50th Anniversary Tour cantando en un nivel muy bueno todavía, y ya sin tartamudear. Les dejo su segundo gran éxito en México, y que se escuchaba muy frecuentemente en el mítico programa de Radio Capital, La Ola Inglesa.

I’ll Keep You Satisfied ,1964

¿Les gustó esta primera entrega?  Canciones que se quedaron en nuestro imaginario musical, y que reflejan fielmente el concepto de sumar talentos. Como siempre, me encuentro a sus órdenes en mi correo electrónico marco@elcirculobeatle.com para sus opiniones, finas y amables sugerencias, así como para furiosas mentadas, ¡pues que caray! Con gusto los leo por acá, ¡Hasta la próxima!

“….I write the songs that makes The Whole World sing…”

                                                     Bruce Johnston, 1976

Marco es un adicto al Rock and Roll, al Jazz y al Blues, sobre todo con buena compañía a su lado. Conversador ameno y entrometido si de opinar se trata, gusta de encontrar opiniones diversas sobre las cosas interesantes de la vida; fanático de la trivia y de las citas citables.

3 Replies to “Canciones de Lennon / McCartney Que Fueron Éxitos Con Otros Artistas”

  1. Es un muy buen articulo, es muy interesante conocer de estas versiones se espera con ansia la siguiente entrega, una pregunta: de la canción FROM A WINDOW hay alguna version de los beatles que circule por ahi, en alguna cinta? en lo mas recondito de mi memoria juraria que sí, gracias!

Comenta

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: